martes, mayo 29, 2007

Estoy increíblemente aburrida (es un vampiro vestido de mujer) y paseando por ahí me conseguí con este comentario que dejó alguien en anónimo en un post donde el autor puso fotos con su novia.

“estas como un tren si te cojo te desmonto wapa si kieres follamos”

jajajajajajaja

lunes, mayo 28, 2007

Esto originalmente lo escribí para R&R pero por no dejar lo voy a poner aquí también.

Chávez cobra y se da el vuelto.


El cierre de RCTV… si que ladilla, ya todos sabemos, libertad de expresión cercenada, un cambio en la historia venezolana, que si cierre que si final de concesión, yo creo que simplemente hay que llamar las cosas por su nombre, esto es un pase de factura del gobierno, por razones que no comprendo ni comparto y que están tratando de esconder en el amplio y flexible tapete que es ahora nuestro ordenamiento jurídico y nuestro sistema judicial. Una soberana porquería.

A mí nunca me ha asustado que Chávez sea un tirano, no, porque ese no es el verdadero problema, el problema somos nosotros que lo llevamos a donde está. Y si me pongo doctrinaria y aburrida puedo citar a montón de gente (léase luminarias como Montesquieu y Bolívar, porque si, aunque ustedes no lo crean, y que gracias al Presi ya no tenga mucha credibilidad, Bolívar si era un carajo inteligente) que creo estarían de acuerdo conmigo, pero no hace falta para decir lo que quiero decir.

La democracia radica en una justa y equilibrada división de poderes, el ansiado balance del poder público (Poder Ejecutivo, P. Judicial, P. Legislativo, y bueno ahora los agregados P. Electoral y P. Moral). Eso aquí no existe.


La razón de este anhelado balance es que cada poder debería actuar como controlador del otro, y es por esto que cada uno debe ser independiente del otro, siendo en el poder legislativo una expresión indirecta del Poder del pueblo, pero la más cercana a la voluntad soberana, debería ser el poder más puro y libre (porque se supone que nosotros escogemos a esa cuerda de imbeciles para que legislen las normas que el “ejecutivo” se encargara de hacer cumplir, y el “judicial” de sancionar a quien no las cumpla). Pero aquí todo eso suena a cuento de hadas. Aquí no hay división de poderes, aquí Chávez es omnipresente, y cada poder está a cargo de una maquinita de cagar que está comandada por él.

El Poder electoral, que según su propia reglamentación debería ser presidido por una figura apolítica, imparcial, independiente, pues era presidida por el que antes fuese psiquiatra personal del presi para pasar después a recoger su premio, la jugosa vicepresidencia de la república.

El Poder Moral, a mi criterio es el más descarado, es el poder encargado, entre otras cosas, de fiscalizar y “supervisar” las labores de los funcionarios públicos, y si, Chávez es un funcionario público, igual que todos los demás especimenes que andan sueltos por nuestras instituciones.

Esa es la verdadera cosa que me asusta, y es por eso que ni que nos pongamos esos ridículos bombillitos en el nick, ni que encendamos luces, ni cacerolazos, ni camisitas, ni fotitos, ni banderitas de apoyo a RCTV van hacer que salgamos de esta. Todo eso es una ridiculez. De marchas saturadas de “PAZ” y de la pancarta más grande del mundo no quiero saber más.

Yo solamente esperaba que Marcel Granier y Eladio Larez se empelotaran los últimos cinco minutos al aire de RCTV y le mentaran la madre a Chávez… eso es a lo que yo llamo Producción Nacional Independiente.

sábado, mayo 26, 2007

A donde van los muertos?




Esto forma parte del nuevo trabajo de Kinky: “Reina”.

Kinky para los que no los conocen, es un grupo Mexicano (Monterrey) y sencillamente son geniales. La mayoría del tiempo se la pasan en tours, casi siempre por Europa, México y algunas ciudades de EEUU. Se hicieron bastante famosos cuando tocaron con Paulina Rubio disfrazada de Wonder Woman en unos premios MTV. Pero no vale la pena recordarlos sólo por eso. También son efímeramente conocidos por el soundtrack de “Hombre en llamas” (Men on Fire) donde versionaron “oye como va” de Celia Cruz (Excelente)

Su música es muchas cosas, mejor escrito, es la mezcla de muchas cosas, de muchos sonidos, de muchos instrumentos, de letras que a veces parecieran incoherentes como: “mueve tu cabeza a un ángulo de 45º a la derecha o a la izquierda, ponla sobre tu hombro, ya, estás mirando de lado” o algo así (estoy parafraseando), o frases mucho más intensas como: “de que color es nuestro presidente verde, blanco o rojo es el presente”, refiriéndose al en aquel entonces nuevo presidente Fox, el cual le causaba bastante incertidumbre a los mexicanos, de que color es nuestro presidente Verde (refiriéndose a la esperanza), rojo (refiriéndose a la sangre) o blanco (no recuerdo a que se refirieron) es el presente?.

Pero la verdadera magia de Kinky radica en sus presentaciones en vivo, y esto es algo de lo que sólo sabe quien los ha visto en vivo. Yo tuve el privilegio de verlos y más que en vivo fue así, de cerquita, de frente, en un concierto privado hace como tres años ya. La energía que desbordan en tarima es sensacional, casi palpable. Esa vez lo dije, es más creo que lo reseñe acá y todo, fue una experiencia orgásmica.

En fin, el disco nuevo no sorprende, porque sigue siendo excelente, un poco menos folklórico pero definitivamente conservando ese sonido que los distingue, que los hace inconfundibles. Así, raritos.

Del disco nuevo (que es el 3ro, le preceden Kinky y Atlas) les recomiendo Sister Twisted, Again and so on, A donde van los muertos?, y mi favorita de este disco Lay Back.

Y si nunca los han escuchado les recomiendo “Soun tha mi primer amor”, “Ejercicio 16”, “Oye como va”, “Sambita”, "Salta Lenin el atlas", "Snapshot".

jueves, mayo 24, 2007

Grace Kelly de Mika

I love this video, i love the song, the lyrics, the move, the voice, the sounds, the colors, the little mean kid, the almost too gay singer... great!

martes, mayo 22, 2007

El resto es práctica y ensayo
Para que el resultado seas tú

Que bailen, que dancen
Que rían y gocen
Yo seguiré esperando por mi silla de ruedas
Mientras me alimento de la mirada fugaz
De la caricia palpitante
Del sonido suave que se columpia y me columpia

Porque con la cualidad inequívoca de pertenecer a la tierra
Viene la inequívoca naturaleza de necesitar una silla de ruedas
No, no es ninguna silla de ruedas, porque sería esperar lo roto, la génesis está mal
Mi culpa es esperar una silla de ruedas sin pretender siquiera un par de zapatos
Lo ideal sería desear alas.

O quizá sólo te veo, a ti, al hoy, como una silla de ruedas.

En este mundo no se es nada sin amor.
Ni siquiera partícula, ni siquiera espacio, ni siquiera desperdicio, porque la nada no se desperdicia.

Los solitarios no existen. Y que no se atreva nadie a decirme lo contrario.

miércoles, mayo 16, 2007

Chataing, después de todo
todavía te quiero


Así lo veo...


La muerte es gratis, la vida no.

La definición de amor es subjetiva, si te ha ido mal, el amor es una mierda, si te ha ido bien es maravilloso, y si te ha ido demasiado bien nunca te has enamorado.

La amistad es conseguir a alguien que te roba un poco la soledad y que por cuestiones de la vida no te inspira morbo.

El tiempo es un desahuciado esperando su sentencia de muerte. (Rebolledo, no dijo exactamente eso pero se le acerca)

El diablo no es más que un ángel con ansias de poder. (Cerati)

El amor no es ciego, es retrasado mental. (Charlie Harper)

La soledad es que todos bailen a tu alrededor mientras tu perdiste tu silla de ruedas.

Dios es esperanza.

La esperanza, después de la esperanza es la autoflagelación inevitable. La espera tortuosa.

martes, mayo 15, 2007

Cochinas de Culpa



No recuerdo como era yo cuando conocía a las gemelas. Recuerdo que era feliz, y que me vestían de rosado, que había muchos árboles, y que el olor de la lluvia era el denominador del día casi perfecto, por malabares de la mente todos los días que recuerdo de aquellos tiempos eran casi perfectos.

A las gemelas las vestían también de rosado. Eran blancas como las pupilas, regordetas y con el cabello tan negro y tan liso que parecía de un comercial de shampoo. Eran bonitas, hasta donde recuerdo. Matábamos las tardes rayando de tiza la acera del parque.

Las gemelas secreteaban entre si, y reían religiosamente una vez al día, primero una y luego la otra, pero su carcajada se escuchaba hasta el fondo de las habitaciones cercanas y recorría todo el parque. Yo nunca me detuve a pensar en las conductas extrañas de las gemelas, como el hecho de que cada vez que escuchaban a su padre una le tapaba la boca a la otra con un dedo, le daba un trozo de tiza mientras la invitaba a seguir dibujando, a mi nada me parecía extraño. Un día fueron a mi casa, era muy tarde como para que saliéramos a jugar, mi mamá las metió en la casa y parecía cobijarlas con los brazos, las gemelas parecían haber perdido la habilidad para parpadear, daban la sensación de estar paralizadas.

De la madre de las gemelas sólo recuerdo que se asomaba por la ventana, y sólo se veían sus ojos, negros como azabache y los dos dedos que utilizaba para apartar la cortina. De su padre solo sentía la voz, fuerte y estruendosa, por alguna razón nunca le preste atención a lo que gritaba. Sus gritos en la tarde anunciaban la salida de las gemelas. Yo las esperaba afuera para rayar la acera.

Había un edificio que siempre tuvo un aspecto sombrío, pero de allí bajaban los personajes más divertidos, eso es todo lo que recuerdo, la sensación de esperar que ellos bajaran de ahí, como duendes que bajan de una montaña y que traen consigo artefactos mágicos e historias increíbles. Todos eran mayores que nosotras, quizá por eso eran tan fascinantes. Un día jugábamos al frente de la puerta del edificio, esperando que bajaran los duendes. Una de ellas estaba particularmente más silenciosa que la otra, su mirada estaba perdida. De repente Soltó la mano de su compañera y decidió entrar al edificio, escalo hasta la punta de la montaña, se asomo por el balcón y se quedo mirando a su hermana, la que estaba a mi lado no se inmuto, se quedaron las dos mirándose fijamente, hasta que la que estaba a mi lado levanto su mano y con el dedo le hizo la seña de la negación, la otra asintió con un gesto infantil y regreso con nosotras.

Yo me mude tiempo después. Mi madre me contó cuando tuve edad para escucharlo, que su padre las despachaba todas las tardes para golpear a su madre, y fue entonces cuando descubrí porque ellas eran tan extrañas, y era porque se sentían cochinas de culpabilidad, tanto que se les salía por los poros, culpables de ser felices rayando la acera con la tiza de colores de la vecina, culpables de sellar los gritos de su padre, y de obviar a su madre para ser niñas por 12 minutos, culpables de reírse todos los días una después de la otra.

Años después, muchos años después, cuando ya no las conocía (porque uno deja de conocer a la gente cuando sólo la recuerda) fui con mi madre a visitar la vieja casa, tenía la sensación de que encontraría a las gemelas rayando la acera, congeladas en el tiempo mientras sellaban los gritos de su padre al fondo. Pero no, cuando las vi no pude reconocerlas, quizá porque ya no las conocía, una de ellas salio con un bebe en sus brazos, mi madre preguntó por su padre y la otra le dijo que un día había desaparecido. Su madre parecía aliviada, parecía que un aura de alivio que había guardado por muchos años, ahora la bañaba. Ahora las tres se veían aliviadas.

Mi mente retorcida todavía cree que el bebe que cargaba una de ellas era su hermano y su hijo, que el padre había muerto a manos de la otra, y que la madre decidió enterrar el cuerpo ella misma, para ver si así se enterraba también la parte de ella que permitió tanto abuso por tantos años. Yo no tengo derecho, como ellas, de sentirme culpable y muchos menos aliviada de que mi mente retorcida le haya dado tal final a la historia, sin embargo hoy relato esto sintiéndome un poco culpable pero muy aliviada.

jueves, mayo 10, 2007

Y llueve sobre mojado... bla bla bla bla



Éste supuestamente es el logo del Partido Único Socialista de Venezuela. Esto sinceramente me… (trato de buscar una palabra menos vulgar, porque últimamente ya he sido bastante vulgar por acá, pero no se me ocurre otra que exprese exactamente lo que quiero decir) caga el día. Apartando el hecho de que es una copia del logo del Partido Comunista Cubano, es un logo que no inspira más que rabia, guerra, pelea, y sangre, mucha sangre. Qué cabeza sana puede parir la idea de que un logo que va a representar un movimiento político puede llevar hachas, metralletas y todo tipo de armas? Y no creo que es que yo soy muy pacifica y me la tiro de hippie, no, es que es falta de responsabilidad de parte del presidente permitir ese tipo de cosas, alimentando la rabia en las muchas personas que le siguen, porque él sabe que es una gran influencia (lamentablemente) para mucha gente aquí, entonces, como se le puede ocurrir?. Hoy sinceramente me siento mal. Es ilógico, es deprimente que el país, que mi país, esté comandado por éste troglodita salvaje, bruto, irresponsable y déspota. Y yo que creía que él había perdido la habilidad de sorprenderme.

Y sé que quizá haya alguien que comente algo como: “y todavía lo dudas? Qué te pasa como te sorprendes de otra animalada del presi?” Pero si, y hoy no tengo ánimos de ser irónica.

Buen Día.

jueves, mayo 03, 2007

Un desahogo necesario:

¡¡¡MALDITA SEA!!!


martes, mayo 01, 2007

El Ángel Maltido y Rodrigo el suicida.

Camila descendía por las escaleras tan ligera y conciente de si misma que ni un empujón certero hubiese logrado que se tropezara, al menos eso parecía. Rodrigo la veía descender como un ángel maldito que ofende a Dios y aun así no pierde su beldad. Sus rizos dorados y sus ojos de mar le hacían perfecta para la ocasión. Rodrigo, un pusilánime declarado y confeso con el miembro raptado era una presa demasiado fácil para el ángel maldito. Camila no parecía de este mundo, ni del otro, parecía no parecer, indescriptible y a la vez totalmente memorable.

Ella pasó por su lado, suspiro fuerte, casi como un ronquido, y le dijo al oído:

- en tres semanas te mueres.

Rodrigo, sin percatarse de la advertencia, asombrado todavía de que le dirigiese la palabra respondió como por costumbre:

- qué?

- que en tres semanas te mueres

Rodrigo reacciono:

- como que en tres semanas me muero?

- Si, te vas a morir, pero no te va a doler... es más, creo que te va a gustar.

- Hay muchas cosas que me gustarían.

Rodrigo se alejo de Camila. Mientras iba perdiendo su aroma no contuvo las ganas de volverse loco y entregarse a la maldición de querer sin que te quieran de vuelta. Regresó a donde pensó que seguiría Camila, dispuesto a robarle un beso, y si ella se dejaba, la noche completa, pero ya no estaba.

Camila pidió perdón, como lo pide quien sabe que lo aman, y se rindió de nuevo a los mandatos de Dios.